lunes, 25 de junio de 2012

Luis Castillo, del humor de la calle a la pantalla (Vídeo)


***SNN





Luis Castillo en Ecuador tiene talento
En la presentación final del programa Ecuador tiene talento, de Ecuavisa. Video: Youtube - Canal: marcev88

¿Qué hizo Luis Castillo después de ganar ‘Ecuador tiene talento’? Pues nada. Regresó al hotel donde se hospedaba en Guayaquil (parte de su rutina de humorista es vivir de hotel en hotel desde hace 17 años, cuando se involucró en el teatro de la calle), abrazó al botones -quien vio cada detalle del programa-, subió a su habitación, prendió la ‘tele’ y pasó el resto de la noche viendo comedias.


Hoy por la mañana tomó el terno beige que lució en la gala final del programa, lo colgó sobre su hombro y se trasladó al Estudio 3 de Ecuavisa, en el norte de la ciudad, donde tenía planificadas algunas entrevistas con la prensa. Además debía devolver intacto el traje que le prestaron en utilería del canal.


El taxista que lo trasladó lo reconoció. “Oiga, no tiene idea cómo me cagué de la risa viéndolo… hasta mi señora me quería botar de la casa por tanta risotada”, cuenta como anécdota.


Luis, de 37 años, dice que aprendió en las calles el arte del humor. Creció junto a personajes como Carlos Michelena, Gerardo Caicedo, Fernando Huertas…


Su primera presentación fue en el parque El Ejido, en Quito. Recordó ese momento el domingo, cuando pisó la mini cancha de fútbol que armaron en el Teatro Centro de Arte para su presentación final. “Armé esa presentación porque me gusta el fútbol… Después, cuando recibí el apoyo del público, sentí que cada mensaje era como una propina cuando trabajo en las calles, me dan 50 centavos, 25 centavos, 10 centavos”.


La política, la inseguridad, lo cotidiano son sus elementos. Sus chistes son elaborados con la precisión de un relojero suizo. Improvisa casi de la nada.


Esta mañana, bajo las luces azules y amarillas que probaban los técnicos en el estudio de Ecuavisa, compartió algunos chistes y hasta armó un breve ‘sketch’ para EL COMERCIO.


En medio de la conversación, Paco Cuesta, director del programa, obligó a una pausa. Quería aclarar los comentarios que circularon en las redes sociales sobre la nacionalidad de Luis. Se dijo que era peruano. “Y eso no importa. En el último concurso en Alemania (Das Supertalent) el ganador fue un ecuatoriano”.


Para tranquilizarlo, Luis confirmó que nació en Quito. “Crecí en el barrio San Juan, estudié la escuela Cuba, en el colegio Arturo Borja, tengo una licenciatura en Bioquímica de la Universidad Central…”. “Y si hubieras sido peruano -interrumpe Cuesta- no hubiera sido ningún problema”.


Al ‘realty’ llegó por casualidad. Pasaba por el Teatro Nacional Sucre, en Quito, donde fueron las audiciones y como anécdota cuenta que le pagó USD 10 al guardia para que le llene el formulario. “Recibí el número 2 449, se presentaron 13 000 personas de todo el país y gané el primer lugar”.


Luis asegura que llegó al programa para derribar estereotipos. “No soy el típico ‘man’ rubio, apuesto…”, dice el ‘Apocalipsis’, el ‘chupacabras’, el ‘borrachito’, como lo reconocen en las redes sociales por algunos de los personajes que interpretó y frases que utilizó en sus presentaciones.


Pero también llevó su voz de protesta. “Las alcaldías del país ponen trabas al humor de la calle o teatro callejero. Por qué no le dan un espacio de trabajo seguro en los parques, con capacitación y permisos a los humoristas, con la condición que lleven un mensaje cultural a la gente”.


Por ahora, su prioridad es reencontrarse con su hijo de 10 años. El niño vive con su madre desde hace cinco años, cuando Luis se separó de ella.
Con los USD 20 000 que ganó tiene varios planes. El primero: ayudar a dos familias de escasos recursos “en todo”.


También piensa adquirir una casa, para así no pasar entre La Nauser y El Placer, parte de los hoteles en los que ha vivido por su labor de humorista de la calle.




Comediante callejero gana los USD 20 000 de Ecuador Tiene Talento


El quiteño Luis Castillo fue el ganador del reality Ecuador Tiene Talento, transmitido por el canal Ecuavisa. La final se la desarrolló desde las 20:15 de ayer, en el Teatro Centro de Arte de Guayaquil. Fueron once finalistas de cinco provincias diferentes (Guayas, Azuay, El Oro, Pichincha, Azuay y Tungurahua) los que disputaron los USD 20 000 que otorgó el concurso como único premio al primer lugar.

Castillo, quien suele presentarse en plazas y parques de Quito, esta vez mostró un monólogo televisivo que tenía como temática principal el fútbol. La escenografía fue simple: un tapete verde que simulaba el césped de una cancha y un balón regado en él. Castillo logró que el público se diviertiera con su divertidas ocurrencias orales.

El quiteño apuntó en su intervención cómica que la selección ecuatoriana de fútbol alguna vez quiso clasificar al mundial “a punta de balazos” con jugadores como Darwin ‘La Metralla’ Caicedo o el ‘Cuchillo’ Fernández; que la brasileña tiene una plantilla de deportistas con nombres obscenos como Kaká o Elano; entre otros datos relacionados al mundo futbolístico.

Se anunciaron los tres concursantes que obtuvieron más votos: el cantante azuayo Daniel Vélez, el orense Yexon Cabeza y el comediante pichinchano Luis Castillo. Cuando Nicolás Espinosa, quien junto a Bianca Salame fueron los presentadores de la final, le anunció a Castillo que él era el ganador, éste se echó al piso, se colocó de rodillas y empezó a llorar desconsoladamente.


Mientras tanto, del techo caían papelitos picados de diferentes colores. El público fue el encargado de escoger al ganador votando a través de mensajes SMS con un costo de USD 0.30 cada uno. En ningún momento se hizo público el total de votos receptados y qué porcentaje des estos fueron destinados a Castillo.


Finalizado el certamen, en declaraciones con este Diario, Castillo aseguró que entregará parte de lo que ganó “a dos o tres familias pobres”. “Yo no soy millonario. Muchos dirán: ´Tú necesitas los USD 20 000. Pero creo que hay personas que necesitan ese dinero más que yo’”, expresó el comediante.


Así mismo, adelantó que continuará presentándose en plazas y parques de diferentes ciudades. “Cuando uno hace teatro de la calle y de repente llega a la televisión, no quiere abandonar la cuna donde nació”, dijo Castillo, quien para la final vistió un terno beich y aseguró haber ensayado solamente 10 minutos. Tan solo un día antes de su intervención en la final televisiva, Castillo se presentó en la Plaza San Francisco de Guayaquil, aproximadamente a las 23:30, una vez que se fueron los guardias Metropolitanos.

“Quiero mantenerme en las plazas para ayudar a que las autoridades les den la oportunidad a mis compañeros de este oficio”, dijo quien recibió apoyo de empresas privadas para su estadía en Guayaquil, donde se desarrollaron las semifinales y finales de esta versión nacional del concurso británico Got Talent, que ya ha sido transmitido en alrededor de 20 países del mundo. En Ecuador el certámen tuvo más de 10 000 participantes que se presentaron al casting. Los directores del programa no descartan la posibilidad de producir una segunda temporada del reality.





Fuente: EL COMERCIO*



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada